Momento de decidir.


 

A veces uno decide lo que quiere, otras lo que debe y otras lo que puede…

En general, solemos hacer una combinación de estos tres parámetros  si utilizamos un moderado sentido de lo común. Pero ello no es así del todo…

Lo que uno “quiere” se puede antojar caprichoso a ojos de lo que “debe”, y lo que uno “debe”  molesta de facto a  nuestra idea de libertad, es decir, de lo que se “quiere”. Si deducimos con idealismo  que si uno “quiere” luego “puede”,  puede que estemos ante lo que “debemos” hacer y no ante lo que “queremos” hacer, con lo que aquello que queríamos, en el fondo, es lo que debíamos hacer, resolviendo esta aparente contradicción.

Después de ésta breve reflexión ya puedo seguir trabajando algo y decidir. Está claro ¿no?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s